Víctimas y Televisión: la memoria mediática y selectiva de la Guerra Civil Española

En televisión sólo salen las “víctimas del franquismo” pero se olvidan de todos los que mataron los rojos antes, durante e incluso después de la Guerra Civil Española. En España mataron a mucha gente por ser de derechas, por ir a misa y por ser curas o monjas.

Stalin (líder y dictador comunista de la URSS) felicitó a Francisco Largo Caballero (presidente del gobierno de España durante la república y líder del Partido Socialista o PSOE) por la extrema violencia con la que estaba actuando en  España. El comunismo es sinónimo de miedo, de terror, de odio y de guerra.

Hoy, la mayor parte de los medios de comunicación, no  se acuerdan de las personas que fueron asesinadas por los rojos.

Recordemos las matanzas de Paracuellos de Jarama, realizadas por el líder y asesino comunista Santiago Carrillo. Recordemos las minas de Camuñas, un Katyn republicano en plena Mancha, donde existe un pozo en el que se encuentran las víctimas de asesinatos a manos de los republicanos y los comunistas durante la guerra civil. Tanto en Paracuellos de Jarama como en la mina de Camuñas hay hombres, mujeres y niños por el simple hecho de ser de derechas, religiosos o por ir a misa. Todos ellos asesinados por los simpatizantes de las  izquierdas. Son solo dos emplazamientos, quizás los más conocidos,  pero hay cientos de ellos con sus correspondientes historias que hay que recordar.

Es necesario que los familiares de las víctimas del terror rojo cuenten sus historias y tratar de que las mismas lleguen a algún medio de comunicación que tenga la valentía suficiente de difundirlas.