Siguen los intentos de dar espectáculo, ahora un programa lacrimógeno en la televisión suiza

Los independentistas están echando el resto, están desarrollando una estrategia para poner en marcha una plataforma reivindicativa internacional, ahora el siguiente paso lo dan a través de la televisión suiza, que ha emitido un reportaje; en él se pretende tocar la fibra de los televidentes, y crear una conciencia internacional de que hay que culpabilizar a España por la falta de libertades. ¿ Donde están los contrapublicistas del gobierno ? Empieza a ser absolutamente necesario dar batalla en todos los frentes, con la dejación no se consigue nada. Salvo que la dejación, como a veces parece… sea provocada.

En este ultimo espectáculo definitivo, los suizos acompañan con una cámara a la mujer de Jordi Cuixart,  una tal Txell Bonet (estos indepes, se ponen unos nombres …) en su recorrido acompañan a esta señora en el tren, haciendo con ella el recorrido hacia la prisión, donde va a ver a su marido Jordi Cuixart. Recordemos, este afable individuo, que llamaba a la insurrección de manera “pacífica” subido en un coche de la Guardia Civil, que zapateaba, con el gesto imperialista, de tomar posesión del vehículo requisado a las “fuerzas de ocupación”.  Para dar más penita, la Sra de Cuixart,  sale con su bebé en el reportaje haciendo el viaje, contándonos la dureza de su situación,  para que quede más nítida la idea de la injusticia, y que cale en más cabezas de ignorantes, el publireportaje se remarca con los comentarios interesados,  en la linea de siempre, de los archisubvencionados de Amnistía Internacional.

La televisión afirma medianteuna voz en off: “su marido está encarcelado desde hace 6 meses, su mujer es periodista y se tiene que ocupar de su hijo sóla, hoy se tienen que encontrar en la prisión que se encuentra en Madrid. Ir a verlo representa un trayecto de 650 kilómetros “

Todo ello mientras la amiga Bonet  explica que puede ir a la prisión, gracias a una red de solidaridad que financia sus viajes, que si no … ella pobrecita, no tendría medios.

Tras esto la TV suiza (nada neutral, por cierto) dice a través del de Amnistia lo
siguiente: que el pobre Cuixart, pudo haber cometido algún delito menor de desórdenes públicos. (una fruslería de nada).

La televisión vende también que la Justicia alemana ha rechazado la extradición de Puigdemont a España por rebelión y apunta que la decisión final que tome Alemania puede servir de referencia en otros países europeos.

Vamos, que los  soberanistas están haciendo sus deberes, tendremos que hacer los nuestros desde el punto de vista de la Unidad Nacional.

1 Comentario

Comentarios cerrados.