Sigue la fiesta: Puigdemont dice que asumirá directamente el mando de los Mossos d’Esquadra

Carles Puigdemont, dice que cuando presida el próximo gobierno, el control de los Mozos dependerá directamente de él. Imaginamos que se querrá dotar de una Guardia Pretoriana, para ser intocable, con eso además se demuestra que en el espíritu de consolidar la República catalana, resulta absolutamente imprescindible hacerse con la seguridad, y eso obviamente incluye dirigir a los Mozos.

De hecho, la ley de la Policía de Catalunya sitúa al president de la Generalitat como «mando supremo del Cuerpo de Mossos d’Esquadra», aunque habitualmente el ejercicio de esta función se suele delegar en manos del consejero de Interior.

Las dos principales competencias que se intentaron asumir por los rebeldes, fue el control de las finanzas y el control de la policía autonómica.

Los Mozos padecen una profunda esquizofrenia, por una parte, la ley de la Policía de la Generalidad, sitúa el cuerpo bajo los preceptos emanados de la Constitución española; pero por otra establece que su obligación es velar por el cumplimiento de las leyes aprobadas por el Parlament y las órdenes dictadas por la Generalidad. Por lo que cuando la Generalidad y la Constitución van por el mismo camino… la locura gobierna en el cuerpo policial.

Puigdemont quiere poner orden cuando sea “President”. Aún no sabemos si de la Generalidad, o de la comunidad de vecinos de algún módulo carcelario.