Pues va a ser que no

El líder llego a Anoeta con el miedo del que piensa que tiene más que perder que ganar.

Una primera parte de la Real acertadisima tanto en fútbol con posesiones largas en corto, pases largos y recuperaciones rápidas… como en aptitud anuló a un Barça espeso y  errático sin fútbol en el medio campo.

La segunda parte no fue gran cosa, en cuanto a fútbol, aun que si en cuanto a resultado. Para destacar la maravilla de Leo, ese golazo justifica lo tibio que ha estado 86 minutos. Por lo demás sirvió para que Dembele corriera bajo la lluvia y para que Luis Suárez valla haciendo las paces con él fuera de juego. Para destacar la inutilidad en el campo de André Gomes y el acierto en cada jugada de Sergi Roberto.

Buen resultado para alejar los fantasmas de pasado pero no fue un gran partido.