PSOE: el eterno Caballo de Troya en España y en la democracia española. ¿Darán algún día por terminada la Guerra Civil?

La historia del PSOE es truculenta. La historia del PSOE en la Guerra Civil es dantesca. Para entendernos, el PSOE era más prosoviético entonces que el Partido Comunista y los crímenes cometidos por la izquierda de la II República deben apuntarse en el marcador del PSOE en su mayoría. En aquella coyuntura, como hoy, el PSOE se situó al lado de la extrema izquierda, el PSOE era la extrema izquierda, y  del separatismo. Cuando se habla del compromiso histórico del PSOE con España, se miente. La historia del PSOE, además de criminal, es filoseparatista.

Con la excusa de la corrupción, excusa falsa, vienen apoyando alcaldías de Podemos en importantes ciudades de España y el posicionamiento en las regiones con  problemas de separatismo, no solo Vascongadas y Cataluña sino ya también Valencia, Baleares, Galicia o Navarra, es siempre de apoyo a aquellas posturas que favorecen el separatismo y entorpecen la unidad de los españoles.

Hasta que el PSOE abandone esa posición, es decir, dé por concluida la Guerra Civil  y deje de lado  la imposibilidad de poder pactar con el PP, el PSOE es un problema. Si el PSOE quiere ser una izquierda democrática y civilizada es  increible que el PSOE prefiera pactar con fuerzas fuera de la constitución y contrarias a la unidad de España.  La excusa de la corrupción no puede ser sincera, si lo fuera el PSOE no podría llegar a acuerdos consigo mismo. Lo de habló de puta La Tacones es perfectamente aplicable al PSOE en materia de corrupción y basta con mirar Andalucía.

El problema del PSOE es que sigue en la Guerra Civil. Ahí está la infumable Ley de Memoria Histórica de Zapatero. Hasta que el PSOE no reconozca la legitimidad moral,  y hasta legal,  del Alzamiento Nacional y  reconozca y pida perdón por sus crímenes , el PSOE es un Caballo de Troya que algún día abrirá la puerta a posiciones que nos devolverán a la España de Febrero de 1.936.