Manuela Carmena homenajeará a asesinos izquierdistas en Madrid

Eso es la memoria histórica, los de mi lado son cojonudos, porque son de izquierdas, aunque sean unos genocidas, y los asesinados por los míos, aunque sean religiosos, ancianos o niños, están bien muertos, porque se supone que son del bando nacional, y hay que quitarles hasta las cruces.

Y eso es lo que pretenden que aguantemos, en base a sus leyes de “memoria histórica”.
Pues no, Carmena, vais a tener que construir más cárceles, porque no nos vamos a callar, vuestros camaradas de entonces, eran asesinos, mataban constantemente por dinero, por venganza, por odio, por frustración, por maldad, y media España que no se resistía a morir se tuvo que alzar contra aquello. Ahora vosotros queréis darle la vuelta a las cosas, pero desde donde haya una atalaya para subirnos, desde donde podamos encontrar una caja de resonancia para nuestras palabras, os tendremos que llamar lo que erais, y lo que seguramente sigáis siendo. Da lo mismo que reinventéis la historia, da lo mismo que hagáis homenajes a asesinos, porque perdisteis la guerra, y no os vamos a dejar ganarla ni en los libros. Ya está bien de engaños, es indignante que eliminéis las placas a los caídos y ahora queráis hacer en el cementerio de la Almudena un memorial a los fusilados por el franquismo.
Pues mire usted, entre esos fusilados, tras un juicio sumarísimo por sus actos seguramente, se cometería algún error, pero es indudable que había 335 chequistas, que torturaban y asesinaban a civiles en sus locales de tortura, siguiendo el modelo estalinista. Es indudable que como mínimo hubo 134 psicópatas ejecutados por haber participado activamente en matanzas organizadas, que produjeron un número cercano a los tres mil asesinados (sólo en Madrid Capital)

Además del gasto público, ya que la investigación ha costado a las arcas municipales unos 12.000 Euros, está el coste del monumento memorial. Pero es una pena que se hayan obviado las víctimas no combatientes, represaliadas por los republicanos. Pero qué más da, qué le importan unas decenas de miles de asesinados a Carmena y su soviet madrileño, cuando se pretende hacer un homenaje a responsables de delitos de lesa humanidad.
Cuanta iniquidad Carmena, parece mentira que nuevamente alguien que ha trabajado de Juez, siga confundiendo víctima con victimario. Bueno… seguramente no lo confundes, lo tienes muy claro. Asesinasteis a las personas, y ahora queréis asesinar su memoria, mientras eleváis a los altares a aquellos que ejercieron de verdugos.