Los hijos de Pablo Iglesias atendidos en una Ciudad Sanitaria construida por el Régimen de Franco en 1.968.

Sólo podemos desear a los hijos de los Iglesias, Pablo e Irene, la mejor de las suertes. No tienen culpa alguna de que sus padres sean quienes son y de haber nacido gracias a que a su madre, en este momento, no le ha venido bien ejercer su derecho al aborto.

Si conviene llamar la atención sobre el hecho de que los hijos de Pablo Iglesias están siendo atendidos en un Hospital de la Seguridad Social, de la sanidad pública española,  que construyó nada menos que la Dictadura de Franco, que inauguró Franco en 1.968 y que se llamó originalmente Ciudad Sanitaria Francisco Franco.

Posteriormente decidieron cambiarle el nombre y llamarle Gregorio Marañón pero lo cierto es que 43 años después de la muerte del Caudillo, ese hospital, levantado por Franco para los trabajadores españoles, sigue siendo un centro médico de referencia. Como dato a tener en cuenta, habrá que señalar, finalmente, que Gregorio Marañón no podría sustentan las opiniones que sobre el Alzamiento y Franco hizo públicas, a pesar de ser republicano, de entrar en vigor la nueva Ley de Memoria Histórica del imbécil de Pedro Sánchez y que apoya el “iluminao” de Pablito Iglesias.

1 Comentario

Comentarios cerrados.