Los españoles en Cataluña están solos. El Caso de Francisco Oya. El problema es el Gobierno del PP

En Cataluña funciona la muerte civil lo que no significa que, andando el tiempo, no podamos llegar a la muerte tipo Companys. La persecución contra todo el que no es dócil ante el separatismo es implacable y sin escrúpulos. La soledad de los perseguidos, el desamparo legal, lo que tienen que pasar solos, es total. La culpa es del PP, de los que se empeñan en que todo va bien, Rajoy, en que la educación va chupi, Méndez de Vigo, en que en los Mozos no pasa nada, Zoido, o en que la rebelión no se ha financiado con dinero público, Montoro.

El caso de Francisco Oya es el de un profesor que ha sido expedientado y, de momento, apartado o cesado de su puesto por dar sus clases de historia y en español y tratando de complementar las mentiras que se enseñan en los colegios de Cataluña a todos los niños con la verdad de la historia de España.

El cese de Francisco Oya se ha producido ahora. Y su expediente sigue en marcha. ¿Hace algo el Gobierno español por defender a un profesor expedientado y represaliado por enseñar en castellano y decir que Cataluña es España al enseñar historia? No. Se lava las manos.

1 Comentario

  1. El Gobierno del PP está TRAICIONANDO A TODOS LOS ESPAÑOLES, los que viven en Cataluña y los que vivimos en otras regiones, y en hora de decirlo, CON TOTAL CLARIDAD, para que nadie se llame a engaño.

Comentarios cerrados.