¡La Cruz de Callosa de Segura no se toca! La izquierda quiere quitarla.

Una vez más pretenden borrar todo vestigio de los múltiples asesinatos cometidos por la izquierda, en esta ocasión diciendo que la Cruz es apología de Franquismo. Una Cruz no es apología de nada. Es recuerdo de una más de sus matanzas, como si con quitarla fueran a deshacer los crímenes cometidos.

En Callosa de Segura, el alcalde del PSOE, junto a sus cómplices de Podemos y los Comunistas, es decir los herederos de los asesinos, están intentando quitar este mudo homenaje a los asesinados; según dicen… en aplicación de las leyes de Memoria Histórica, (¿o de desmemoria?). El caso es que desde que lo intentaron por primera vez, hace cuatrocientos días, los vecinos de Callosa están montando guardia ante la Cruz, hombres y mujeres, ancianos y niños, ignorando las temperaturas extremas la custodian con su presencia, habiéndo conseguido parar la demolición hasta en tres ocasiones.
Pero ahora el ayuntamiento pide refuerzos policiales, y pretende derribarla el próximo día 29 de enero; quedan 6 días para que intenten echar abajo una cruz que no tiene ninguna simbología franquista. Pretende el alcalde a pesar de eso que aparezca por allí un fuerte contingente policial para cerrar la plaza y quitar la Cruz. Ningún vecino del pueblo ve en ella ningún símbolo de confrontación política, pero obviamente si en la guerra mataron gente por sus creencias en es cruz, no van a permitir ahora que la cruz permanezca. El revanchismo y su obsesión rayana en lo enfermizo, en el culto al Maligno, hace que estén dispuesto a allanar una propiedad privadacon tal de satisfacer sus odios.
Gracias por ayudar a proteger la Cruz de Callosa de Segura.

También podéis firmar una petición existente en Hazteoir. Donde ya se han recogido más de veinte mil firmas.

Anímate, la Cruz es inamovible.