Jordi Évole, Julia Oter…ahora que Rodrigo Lanza vuelve a decir que también es inocente y se trata de un montaje, ¿le volveréis a creer y sobar el lomo?

Rodrigo Lanza, el presunto asesino de un hombre que llevaba unos tirantes con la bandera de España en Zaragoza, ha escrito una carta «desde las mazmorras del Estado», es decir, la cárcel.

Lejos de estar arrepentido (recordemos que Lanza es reincidente por cuanto ya cumplió condena por haber dejado a una guarda de Barcelona en silla de ruedas, acontecimientos que se contaron de aquella manera en el documental ‘Ciutat morta’), el okupa chileno dice que «nuestros valores son mucho más fuertes que estos barrotes que tengo delante».

¿Qué valores?¿Volverán a comprar estos dos mendrugos la versión del presunto asesino?