Interior urge a Llarena a acercar a los golpistas a Cataluña

El Ministerio del Interior, a través de Instituciones Penitenciarias, ha preguntado al juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena si ya ha concluido la instrucción de la causa del proceso soberanista catalán con la perspectiva de trasladar a cárceles catalanas a los presos preventivos de esa causa.

El escrito de Interior supone el primer trámite para el traslado de esos reclusos, que ahora se encuentran repartidos entre las cárceles madrileñas de Soto del Real y Estremera.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, avanzó poco después de tomar posesión que el traslado de los presos se evaluaría una vez que Llarena concluyera la instrucción que desarrolla en el Tribunal Supremo y que está próxima a su final.

Urge al Gobierno cumplir con las exigencias de los nacionalistas catalanes, y para el trabajo sucio del bañarse y guardar la ropa, viene bien un técnico como Marlaska, en funciones de ministro. A Sánchez le va lo de aplicar vaselina; nos la está aplicando a todos los españoles pero, de manera muy especial, a los catalanes. Lo hemos podido comprobar en la Sesión de Control, tan próximo al matoncete Rufián y su movimiento pendular de caderas, marcando el ritmo de la amenaza. Nació este Gobierno para rendir España, no para gobernarla. Y, poco a poco, los pasos van siendo efectivos.