Enhorabuena a Ciudadanos. Contra la izquierda, la presunta derecha y los separatistas, los únicos que defienden la igualdad de los españoles

Cuponazo vasco aprobado con el apoyo unánime de toda la izquierda, extrema y medianilla, de todo el PP, si esto es la derecha apaga y vámonos, de todos los separatistas, evidente,  y con la oposición sana y valiente de Ciudadanos.

Que a los separatistas les mole que una región tenga más privilegios que otra tiene una lógica aplastante: todo separatista aspira a privilegios. Una región con privilegios es una esperanza para existan éstos  en las demás.

Que la izquierda apoye un privilegio medieval es increible. Es la prueba de que la izquierda que hay en España, que no española, es un problema doble por izquierda y por filoseparatista. La izquierda de España con tal de jorobar España apoyará casi lo que sea mientras exista la más mínima explicación a la que agarrarse. En este caso, la izquierda ha defendido una tradición y un privilegio. Tócate los cojones mariloles.

Y, por fin, está la presunta derecha del PP. ¿Qué han hecho? Comprar los votos para los presupuestos. Como durante toda  la transición, no han dudado nunca en  ir vendiendo España por parcelas a los separatistas vascos y catalanes.  Y el portavoz del PP, para el caso, ha sido el inefable Maroto, para cuya exhibición pública el PP ha asumido como bueno el matrimonio gay.

¿Y que le ha dicho Maroto a Ciudadanos?  “Duró un cuarto de hora en el País Vasco, no sacaron ni un diputado”. Ya sabemos que la razón de ser de Maroto en Vascongadas es hacer lo que sea con tal de sacar votos, por cierto, lo que no viene consiguiendo de forma muy brillante el PP desde hace tiempo. Maroto ha añadido, acusando a Rivera:  “Usted toca de oído en materia de política vasca”. Genial Marotito. ¿Que estamos con la teoría de que sólo  los vascos entienden lo vasco, sólo los catalanes entieden Cataluña…?