Descubrí el valor y la magia del archivo fílmico

La presentación del cinematógrafo en España se produjo el 13 de Mayo de 1896, un operador llamado Promio se trasladó de París a Madrid, con un cajón y dos lentes intercambiables, una para capturar y la otra para proyectar imágenes. Ese mismo día se captaron las primeras imágenes en movimiento de la historia de España. Veremos dichas imágenes, una documentación impagable encontrada en los fondos de mi archivo, los niños y niñas, huérfanos del ferrocarril.