Crítica del independentismo al Mayor de los Mossos por estar a las órdenes del Poder Judicial.

Eso no es, ni más ni menos, que lo correcto, lo que debe hacer cualquier cuerpo policial. Estar al servicio y al mandado de lo que se determine por cualquiera de los poderes del Estado.

Hoy sin embargo han echado leche por un colmillo al observar que en el acto de entrega de despachos judiciales a los nuevos magistrados, acto que presidía su majestad el Rey, Ferran López, mayor de los mossos ha coincidido con el Juez Llarena, saludándole y departiendo amigablemente. Los indepes, han observado primero y analizado después, el lenguaje no verbal, en los saludos del Mayor, observando, según ellos, en su lenguaje corporal, que había “sumisión” hacia el Magistrado Juez Llarena; dicen incluso que la posición de Ferrán Lopez en las fotos en las que está con los brazos cruzado sin quitarle la mirada de encima a Llarena y sonriente, denota sumisión, voluntad de agradar; que no hubo ningún rechazo en la expresión facial del Mayor,  todo lo contrario, sus expresiones eran de alegría y confort.

Por parte de Llarena, apenas hubo unos gestos cordiales, al igual que los tuvo con otros cargos de Policía Nacional y Guardia Civil en Cataluña, que también estuvieron presente en el Auditorio de Barcelona. Algo habitual que sucede del mismo modo en cualquiera de las entregas de “despachos judiciales” y tomas de posesión de la judicatura, a los que se invita habitualmente  por cortesía profesional a los mismos. Del mismo modo que luego ellos corresponden, el día de los Ángeles Custodios o de la Patrona, Nuestra Sra. del Pilar.

No obstante los amigos del Procés, no se lo perdonan a Ferrán, al que rápidamente están insultando por los medios sociales, acusándole de ser un botiflero, o comparándole con el Comandante Vichy (Colaboracionista).

1 Comentario

Comentarios cerrados.