Carta de Juan Antonio Morales, junto al alcalde de Guadiana del Caudillo, abandonan al Partido Popular.

Juan Antonio Morales, había dejado claro que el partido al que pertenecía había equivocado el rumbo. Él era abiertamente franquista, y defendía la magna obra del Caudillo.  Junto a  Antonio Pozo, que ha librado una importante batalla en pro del apellido de su pueblo “del Caudillo”.  Uno alcalde, otro diputado autonómico, ambos lo han tenido claro, (tarde para nuestro gusto), pero claro, y han dado un sonoro corte de mangas, a su anterior partido. Por ello ahora serán represaliados.

Por su interés reproducimos la carta de Morales:

 

Lo ocurrido en el Pleno de la Asamblea de Extremadura el pasado jueves, pasará a los anales de la historia como una de las mayores indignidades que se hayan cometido jamás en una cámara legislativa.

La Mesa de la Asamblea, amparándose en una interpretación arbitraria y sesgada del Reglamento, ha acordado negarme la palabra en todos los debates que se originen. No me dejan hablar de los problemas de los agricultores con el precio del tomate, de las listas de espera en los hospitales, de que estamos gastando ingentes cantidades de dinero en mantener a inmigrantes ilegales, abandonando a nuestros jóvenes que tienen que emigrar fuera de nuestra comunidad, incluso al extranjero, etc.

Encima, para “Cerrar el circulo”, han llegado a un acuerdo mas humillante todavía, con el fin de evitar siquiera que pueda tener la palabra por alusiones personales, para garantizarse mi silencio al 100 %.

Este proceder lo pusieron en practica en el debate de la infame Ley de Memoria Histórica de Extremadura, donde se marcaron como objetivo que un servidor, bajo ningún concepto, pudiera hablar.

Solo la Consejera de Cultura cometió el “error” de citarme para opinar sobre la enmienda a la totalidad que presenté sobre esta Ley. Al hacerlo, exigí la palabra a la Presidenta de la Asamblea por alusiones, cuestión que me negó de forma sectaria y porque así estaba acordado previamente con el resto de los grupos.

Que, la componenda de la vergüenza, formado por el PP, PSOE, Ciudadanos y los comunistas de Podemos, hagan esto, está motivado porque todos se han unido y conjurado para acallarme.

Que eso lo haga la izquierda, lo entiendo, pues llevo 28 años denunciando fechorías, arbitrariedades y toda clase de desmanes cometidas por el PSOE en la provincia de Badajoz, pero que el PP se junte con ellos, demuestra hasta qué punto son capaces de perder la dignidad para mantenerse en el “machito”.

El pueblo extremeño debe saber a qué están jugando estos 4 partidos, pues el jueves se vio como entre todos, lo tenían claro a la hora de hacer el “paripé” en el Pleno, con el fin de no permitir que una voz independiente pudiera expresar su opinión sobre todos los asuntos que se iban a debatir en la Asamblea.

A los del PP no les gusta que les critique que están entregados en cuerpo y alma al PSOE en Extremadura, pero después de ver la Componenda de la Vergüenza que han formado con los grupos de izquierda para que no pueda hablar en el Parlamento y sobre todo, por tapar las vergüenzas al PSOE, en un asunto, como el de la Memoria Histórica, que a quienes más les afectaría mi discurso hubiera sido al propio PSOE, explica el grado de descomposición de ésta fuerza política.

A este paso, no me extraña que se extingan como la UCD en las próximas elecciones, pues, si hasta ahora, el entreguismo se había materializado solo en la Diputación de Badajoz, éste, como ha quedado demostrado el pasado jueves, lo han ampliado a la Asamblea de Extremadura. ¡¡De vergüenza…!!.

 

Juan Antonio Morales Alvarez

Diputado, afiliado a VOX, de la Asamblea de Extremadura