El Senado de EEUU dice que Putin ganó a Clinton en las presidenciales

Con una de esas investigaciones del estilo “Sadam tiene armas de destrucción masiva”, el Senado de los EEUU ha concluido que Putin echó una manita a Trump para ganar las elecciones presidenciales y quitarse a la bruja Hilaria de en medio. Todo un problema porque las bombas ahora van a llover en casa. Lo procedente, llegado a esos términos, es forzar la dimisión del presidente-agente ruso por traidor, comunista y no se sabe cuántos cargos más (desde lo de Nixon no se ve nada igual). La otra es admitir que las investigaciones tipo “Sadam tiene armas de destrucción masiva” son una patraña que sirven solo para invadir países.

El Comité de Inteligencia del Senado de Estados Unidos ha respaldado este miércoles las investigaciones realizadas por las distintas agencias de inteligencia del país sobre la interferencia rusa en las elecciones presidenciales de 2016 y ha afirmado que Rusia se inmiscuyó en el proceso electoral con el objetivo de “ayudar a Donald Trump y perjudicar a Hillary Clinton”.
Así se recoge en una nota conjunta firmada por el presidente del comité, el republicano Richard Burr, y el demócrata Mark Warner, después de más de un año de evaluación de la investigación llevada a cabo por la comunidad de inteligencia estadounidense, que en enero del año pasado reafirmó que las autoridades rusas habían interferido en las presidenciales que llevaron a Trump a La Casa Blanca.
“No vemos ninguna razón para disputar las conclusiones”, señala Burr en la nota, en la que añade que “no hay duda de que Rusia emprendió un esfuerzo sin precedentes para interferir” en los comicios.
El comité del Senado difiere de la evaluación realizada por su homólogo de la Cámara de Representantes, que puso en cuestión las pesquisas de las agencias de espionaje, y reaviva un asunto que se ha convertido en el principal punto negro del mandato de Donald Trump, hasta el punto de obligarle a cesar a varios de sus principales asesores y a nombrar a un fiscal especial, Robert Mueller, para investigar el caso.

Las pesquisas de las distintas agencias revelaron que Rusia intentó interferir en las elecciones por tres razones, a saber: socavar la democracia en Estados Unidos, dañar a la entonces candidata presidencial demócrata Hillary Clinton y ayudar al republicano Donald Trump a alcanzar la Casa Blanca.
Este miércoles, los senadores del comité se han reunido a puerta cerrada con antiguos altos funcionarios de inteligencia que desempeñaron un papel relevante en la compilación de datos de esa investigación. Tras ese encuentro, el Comité de Inteligencia ha publicado 2.000 documentos sobre la investigación, así como sus resultados sobre las pesquisas anteriores.
“Después de una revisión exhaustiva, nuestro personal llegó a la conclusión de que las conclusiones eran precisas y puntuales”, asegura Warner en la nota. “El esfuerzo ruso fue extenso, sofisticado y ordenado por el propio presidente [ruso, Vladimir Putin], con el propósito de ayudar a Donald Trump y perjudicar a Hillary Clinton”, añade.
La investigación del Comité de Inteligencia del Senado, en cualquier caso, continúa abierta: se prevé que termine en agosto de este año, cuando presentará sus conclusiones finales sobre el caso.

Sé el primero en comentar en "El Senado de EEUU dice que Putin ganó a Clinton en las presidenciales"

Deja un comentario