En Cataluña no se pueden celebrar elecciones libres desde hace décadas

En Cataluña, desde hace mucho, no hay libertad. Sin libertad no puede haber elecciones libres y los resultados del próximo 21 D estarán viciados  como sucede desde hace muchos años, decadas ya. Es lo mismo que sucede en Vascongadas.

No tener en cuenta que en estos momentos, y hace mucho, la opinión pública catalana está absolutamente manipulada y engañada y que eso no va a cambiar de aquí al día 21 de Diciembre, ni de aquí a muchos años,   es bastante infantil. Simplemente, la opinión pública catalana y el sentimiento separatista se asientan sobre la manipulación de la información y el uso de la mentira más  una especie de represión sutil que conduce a la muerte civil del que se manifiesta españolista. Literalmente, el no independentista vive escondido bajo las piedras en palabras de una hija de un responsable de ERC.

Para cambiar esa situación será necesario un largo periodo de tiempo de respuesta. No estamos diciendo que haya que intervenir TV3, en la que no estaría demás algo de pluralismo, decimos, al menos, hay que arbitrar una respuesta apoyada en medios de comunicación en  defensa de la españolidad histórica de Cataluña. Eso no se está haciendo ni siquiera ahora. Ahora la respuesta es constitución. La respuesta debiera ser España, sea cual sea su constitución o, por lo menos, España y constitución.