La forma de adoctrinar en la escuela catalana no es algo puntual: Ahora toca contra Franco

Institutos piden autorizar a sus alumnos para protestar contra la «represión franquista» y los padres responden y acusan a los directores de adoctrinar a sus hijos.

Un grupo de padres de un colegio del Maresme (Barcelona) ha hecho público su rechazo a este tipo de posicionamiento en los centros educativos. Su llamada de atención llega en el contexto de una nueva semana de movilizaciones en el mundo de la enseñanza en contra de lo que sus convocantes definen como «represión franquista» y la aplicación del artículo 155.

En un comunicado, dirigido al claustro de la Escuela Dones d’Aigua de la localidad de Sant Iscle de Vallalta (Barcelona), un grupo de familias expresa su oposición con respecto al escrito que el centro remitió el pasado 21 de septiembre, con el apoyo de la totalidad del claustro, «ante los graves acontecimientos que están teniendo lugar en Cataluña».